¡No te la pases sentada!

Viviste el día sumergida en una catarata de trabajo y cuando te quisiste dar cuenta resulta que no te parás de esa silla hace aproximadamente nueve horas. ¡Error!

Muchas veces no tomamos conciencia de que pasar gran cantidad de horas estacadas detrás de un escritorio puede traerle serios problemas tanto de salud como estéticos a las piernas.

Sabemos que no podés evitar presentarte en tu trabajo todas las jornadas y sentarte a realizar tus tareas pero también es necesario tomar conciencia sobre las afecciones que la vida de oficina te puede causar.

En primer lugar: el aumento de peso. Claro que no se trata de una regla de oro pero es bastante normal “picar” regularmente mientras se trabaja sentada tras un escritorio. ¿El resultado? Un montón de calorías innecesarias.

Más allá de que aumentar de peso exageradamente compone un riesgo de por sí para tu salud, también tiene consecuencias sobre tus piernas y su circulación.

Por otra parte, está comprobado que estar sentada por largos períodos incrementa la posibilidad de que desarrolles varices y/o arañitas en tus piernas.

Esto ocurre debido a que gran cantidad de horas en una posición estática afecta la circulación de la sangre de tus piernas.

¡Pero no todo está perdido! Hay simples medidas que podés tomar para mejorar la salud y estética de tus piernas sin tener que cambiar de trabajo ni volverte loca.

- Aprovechá las colaciones: hacete amiga de las sopas bajas en grasas, los chicles, las frutas y los caramelos. Una comida nutritiva y no saltearte desayunos ni almuerzos te va a ayudar a no comerte todo después.

- Parate más: Eso, así de simple: parate cada dos horas. No sólo es bueno para tu espalda y el resto de tus músculos sino que así también vas a ayudar a que la sangre en tus piernas circule mejor.

- En medias al trabajo: Si pararte no es truco suficiente, comprá unas medias de descanso recetadas por tu flebólogo y usalas para tu jornada laboral. Tus piernas te lo van a agradecer.

- Con crema: Dos veces al día, a la mañana antes de ir a trabajar y a la noche cuando regresás, masajeá tus piernas con un producto especializado. Así no sólo vas a relajar y humectar tus piernas sino que vas a ayudar a prevenir la insuficiencia venosa crónica y sus síntomas.

contanos tu opinión

nombre

E-MAIL (no será publicado)

COMENTARIO

opiniones de nuestros lectores

4
GRACIELA ESTHER

Hola , yo paso muchas horas en la oficina, me gusraria saber que me recomiendan estoy usando ahora la de invierno que no tiene efecto frio, aunque la otra no me molestaba, es muy buena pero si salio alguna nueva me gustaria provarla, soy fanatica de ustedes y desde que salieron al mercado las uso. los felicitos y sigan asi. Atte. Sra. Graciela

3
teresita haydee mendoza

ENCANTADA DE COMUNICARME CON UDS MI PROBLEMA ES QUE TENGO MUCHAS VARICES Y AHORA SE ME ESTAN HASIENDO MANCHAS MARONES , TAMBIEN TENGO ARAÑITAS TODO ESTO POR TRABAJAR SIEMPRE PARADA Y MALA CIRCULASION Y RETENCION DE LIQUIDOS DESDE YA LES QUEDO MUY AGRADESIDA DE QUE ME ORIENTEN

2
elina giorgis

GOICOECHEA ME CALMA LA PICAZÓN QUE ME PRODUCEN LAS VARICES Y LA MALA CIRCULACIÓN DE MIS PIERNAS!!!!!!!

1
MALVINA

hola, trabajo en una ofcina pero mis varices ya son cronicas. me hice tratamiento con inyecciones, anduve bien un tiempo y ahora tengo las piernas parece mutantes y duelen u monton. no quiero o´perarme me da miedo, que puedo hacer, las cremas son muy buenas pero no son suficientes.

últimas notas

Cuáles son los signos de la mala circulación

4 causas más comunes de la celulitis

Los increíbles beneficios del árnica

Cómo mejorar la flexiblidad de tus piernas

Por qué los ejercicios en el agua mejoran tus piernas

más leídas

Descubrí los beneficios del té verde para tus piernas
Combatí la celulitis rápido: 3 rutinas de ejercicios
Dale pelea a la celulitis
Ejercicios exprés: tu cuerpo en forma en sólo 15 minutos
7 alimentos contra la celulitis
descubrí más productos